PLAY

PLAY

Tiempo después y de nuevo juntos. Cambiamos las cervezas por cafés y los bares por parques de bolas y así comprobamos que daba igual el sitio, la bebida, el entorno. Todo sigue siendo igual. A pesar del tiempo separados, de las breves charlas por whatssap, de los muchos audios para decirnos qué tal… Todo igual.

Y, como si hubiéramos estado en pausa todo este tiempo, con vernos, le dimos al play. Charlamos, reímos, nos contamos y nos pusimos tan al día que no parecía que el tiempo se hubiera parado. El pasado configurando nuestro presente y la vida, con sus avatares, juntándonos de nuevo. Breve, intenso, divertido y, por supuesto, repetible.

¡Ay, chiquillo! ¡Ay, compañero! Cuánto me instruyes sin ser yo tu alumna y cuánto intento enseñarte sin ser yo profe. Que la vida no va tan en serio, que solo se trata de vivirla, de disfrutarla… a pesar de las circunstancias, a pesar de los reveses y gracias a ellos.

Que no pasen tantos años, que pronto nos veamos de nuevo, que sea como siempre y que suerte conocernos.


Disparador creativo: Reencuentro

Si te gusta, comparte

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.